¿Cómo te hidratas?

A medida se acerca los meses de calor, es más habitual perder más cantidad de líquidos. Mientras realizamos nuestros entrenamientos, nos debemos obligar a estar continuamente hidratándonos, debiendo estar supeditados a determinados circuitos donde se encuentren fuentes con agua, para refrigerarnos.

Se puede decir que estamos de suerte, por el gran incremento de la familia de corredores, pues grandes marcas, como son Salomon, The North Face, e incluso en grandes almacenes dedicados al deporte, ponen a nuestra disposición numerosos artilugios para nuestra correcta hidratación, equipándonos en todo momento.

Mochila de hidratación: también conocida como mochila del corredor, suelen tener diferentes precios llegando a ser el material más caro, respecto al que os proponemos. Personalmente, es el que normalmente utilizo por tener la posibilidad de transportar gran cantidad de agua y material, acoplándose a la perfección al cuerpo, a pesar de la incomodidad que supone tenerse que quitar la mochila en los avituallamientos para repostar y del posible calor que nos produce en la espalda.

En la actualidad existen numerosas mochilas con una excelente transpiración a modo de chaleco, que se ajustan a la perfección, llevando todo el material que queramos transportar, desde agua hasta un MP3.

Cinturón de hidratación

Cinturón de hidratación

Cinturones de hidratación o también conocidas como riñoneras, se caracterizan por el poco peso y la posibilidad de llevar poca comida, pero por desgracia, se mueve al correr llegando a provocar incluso hematomas en la cadera.

Botellas de mano, cada vez más habituales en las carreras con poco desnivel, donde no haya que utilizar las manos. Han desarrollado numerosos de sistemas, muy ergonómicos, para transportarlas en las manos, caracterizándose por la simpleza, rapidez en el reportaje y economía por resultar el material más barato de los anteriores. Los puntos negativos de este material cabría mencionar que no se puede llevar el agua congelada, llevamos las manos ocupadas, cargando las extremidades, produciéndonos sobrecarga en los brazos y hombros.

A pesar de habernos puesto a nuestra disposición, las diferentes marcas este material, también existe la posibilidad de usar el viejo truco de llevar una botella en la mano o incluso antes de comenzar a entrenar, darnos un paseo depositando botellas con agua, por donde vayamos a pasar.

Ahora el que eliges eres tu.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies