Alimentos que funcionan como quemagrasas naturales

Ya te contamos todos los secretos sobre los quemagrasas que se consumen a modo de suplemento pero se dice que hay alimentos que realizan una función parecida sin ningún químico añadido.

Alimentos que funcionan como quemagrasas naturales

Alimentos que funcionan como quemagrasas naturales

Son alimentos que habitualmente consumimos y que, gracias a sus propiedades y su composición, realizan tareas que favorecen la eliminación de la grasa del organismo. Son los llamados quemagrasas naturales ¿Quieres saber más?

¿Existen los quemagrasas naturales?

La respuesta es sí, pero con matices. Podemos asegurarte que si basas tu alimentación en los productos que veremos en el siguiente apartado no vas a perder toda la grasa que quieras, sentimos decepcionarte. Tienes que tener claro que para perder grasa necesitas tener unos hábitos saludables y eso incluye una alimentación completa y ejercicio físico frecuente.

¿De qué sirven entonces los quemagrasas naturales? ¡De ayuda! Dependiendo de sus características harán su función de una manera o de otra, pero simplemente te proporcionarán un pequeño "empujón". En las dietas, los milagros no existen.

Antes de hacerte el entendido y programarte tú mismo una dieta para perder grasa y una tabla de ejercicios, deberías acudir a un profesional que calcule tu porcentaje de grasa corporal y te indique si realmente necesitas perder grasa y cómo hacerlo.

Los mejores alimentos quemagrasas

Si simplemente quieres aprender a comer sano e introducir este tipo de alimentos en tu dieta, vamos a contarte cuáles son los mejores y por qué.

El proceso de regeneración y creación de tejido consume energía que obtiene de la grasa de las células. De eso de encarga la hormona del crecimiento, que necesita aminoácidos (lisina y arginina) que se encuentran en lácteos y derivados, carne de aves baja en grasas y huevos. Las vitaminas B6 y C también ayudan, así que debes incluir en tu dieta verduras, cítricos y legumbres.

La insulina es la hormona encargada del metabolismo. Regula en nivel de glucosa en sangre y debes saber que, a más insulina en el organismo, más grasa llega a los tejidos. Por tanto, debes evitar los alimentos que contengan mucha glucosa (hidratos de carbono simples como los dulces) y consumir alimentos ricos en fibra y de índice glucémico bajo (cereales integrales, harina de avena, fruta...). Evitarán que la glucosa suba, que se genere más insulina y que acumulen grasas a modo de reserva.

En el lado opuesto a la insulina tenemos la hormona llamada glucagón. Se segrega cuando los índices de insulina son bajos y actúa como quemagrasas natural. Para ello, no debes llegar al extremo de quedarte sin glucosa en el organismo ¡siempre un equilibrio! Si quieres que el glucagón haga su función nunca debes pasar hambre. Nada de saltarse comidas o de comer muy poco ¡5 comidas al día! No es un alimento quemagrasas como tal, pero es un método efectivo.

Por último,estar alerta y el estrés queman grasa. No significa que debas pasarlo mal, pero hay alimentos simulan estas sensaciones (sin que te encuentres mal, por supuesto) ya que proporcionan taurina, un estimulante, y favorecen la producción de adrenalina, que inhibe a la insulina. Para hacerlo de forma sana no debes lanzarte a por las bebidas energéticas (demasiado azúcar = glucosa) sino consumir marisco, crustáceos, pescado y carne.

Dicho todo esto, ¿te has fijado en los alimentos que debes consumir? ¡Todos los que comemos habitualmente! Pero de forma sana, moderada y acompañados de ejercicio.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies