Estiramientos después de correr para evitar lesiones

Una de las grandes preocupaciones de las personas que se dedican a correr es la posibilidad de la aparición de molestias y lesiones de diversa índole. Desafortunadamente, la práctica deportiva no está exenta de riesgo aunque se pueden minimizar esos riesgos realizando un entrenamiento lo más completo posible. Una de las mejores prevenciones es hacer estiramientos después de correr.

En la mayoría de ocasiones se pone especial énfasis en la importancia de calentar correctamente antes de empezar a correr para lo cual los estiramientos son fundamentales. Pero los estiramientos después de correr son igual de importantes para que el cuerpo responda satisfactoriamente al esfuerzo que realiza.

10133028ejhh1yni

Beneficios de realizar estiramientos después de correr

Menor riesgo de sufrir lesiones

Para los amantes de salir a correr y el running, la parte inferior del cuerpo es la que más sufre al entrenar. Los gemelos, los pies y los tobillos están sometidos a continuos impactos contra el suelo que requieren de una especial atención para evitar lesiones, sobre todo musculares, y contracturas. Por esa razón, dedicar unos minutos para realizar estiramientos después de correr en esas zonas evita tensiones musculares que puedan derivar en molestias o lesiones.

Mayor flexibilidad

Otro de los beneficios que el cuerpo gana al hacer estiramientos después de correr es obtener una mayor flexibilidad en los músculos que ejercitamos. Una flexibilidad que posibilita que los movimientos que realicemos sean más seguros y completos.

Mejora el riego sanguíneo

Para que el cuerpo pueda correr de forma óptima es necesario que la sangre  circule correctamente por el cuerpo y satisfaga la demanda que el organismo necesita. Con los estiramientos después de correr, la capacidad de transportar la sangre por todo el cuerpo mejora ostensiblemente.

Rapidez

Los estiramientos después de correr no te llevarán mucho tiempo. Entre 5 y 10 minutos son suficientes si se hace de forma correcta. Los estiramientos tienen que ser suaves para que sus efectos sean los adecuados.

Mejora el rendimiento  deportivo

Además de los beneficios mencionados anteriormente, a largo plazo los estiramientos después de correr mejoran el rendimiento deportivo. Al tener unos músculos elásticos y bien fortalecidos, el rendimiento mejora. Existe un menor riesgo de sufrir lesiones que ayuda a mejorar las marcas.

Reduce la aparición de calambres

Otra de las ventajas de hacer estiramientos después de correr es la reducción casi al mínimo de la posibilidad de que aparezcan calambres. Al liberar tensión en los músculos, conseguirás que los minerales que el organismo necesita se desplacen con mayor rapidez a todos los músculos.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies